Aislamiento acústico de espacios

 

El aislamiento acústico se plantea como una solución para el control de ruido en espacios interiores, donde se utilizan diversos materiales para evitar que el ruido proveniente de las calles, de otras viviendas o de otra parte de la misma se filtre a la habitación y perturbe el ambiente de quienes lo habitan. También empleado para aislar un espacio de cualquier ruido externo que pueda causar molestias o entorpecer la actividad que se desempeñe en él, como por ejemplo: estudios de televisión, radio y producción, bibliotecas, salas de terapia ocupacional o zonas de aislamiento médico, espacios de retiro o reposo entre otros.

Las técnicas y materiales varían de una empresa a otra entre los fabricantes y constructoras. Sin embargo, existen determinados materiales que, por sus propiedades físicas respecto al ruido y a la transmisión o absorción de ondas sonoras, son utilizados en común. A continuación explicaremos algunos tipos de aislamiento acústico.

Aislamiento por masificación: básicamente, la atenuación o eliminación del ruido externo o aislamiento del mismo, se logra principalmente con la concentración de masa de los materiales utilizados. Mientras más masa tenga el muro, más alta será su resistencia al paso de ondas sonoras.

Aislamiento por disipación del sonido: consiste en colocar entre dos capas densas un material poroso y de mucha menor densidad, que tenga propiedades absorbentes. Como si se tratase de agua lo que debiera retener, el efecto será que las ondas al chocar con la primera capa densa se atenuarán, pero igualmente hará vibrar ese material. Esas vibraciones y el restante de la onda será retenido por el material interior y al no tener suficiente masa, no vibrará para pasar la onda sonora a la siguiente capa, por lo cual el sonido se disipa en ese material que está dentro. Los más comunes son la esponja de polietileno, también el polietileno inflado o “anime” y el corcho. Sin embargo el más comercial y utilizado por las constructoras es la lana de roca, que no solo tiene propiedades aislantes de sonido sino que, empleado de otras maneras, también sirve como aislante térmico y protección anti fuego.

Aislamiento por factor de multicapa: dos o más elementos de diferente configuración son empalmados para conseguir un mayor aislamiento. Esto se consigue al sumar las propiedades de cada material y emplearlas como un solo muro. Es mayormente utilizado en edificios públicos como las bibliotecas y hospitales con salas de aislamiento.

 

Más info sobre techos y aislamientos en Ainsis.com

Crespres